Leemos El Quijote, capítulo 3

images (2)Tercer capítulo de Don Quijote de la Mancha, en esta ocasión Cervantes nos sigue introduciendo en el mundo caballeresco que obsesionó a don Quijote hasta trastornarlo.

Esta capitulo tiene como  evento central una ironía hacia el mundo caballeresco, Cervantes sigue riéndose del género de caballería valiéndose del ventero (dueño de la posada donde se hospeda Don Quijote) las mozas y demás clientes de la posada, Don Quijote es investido como caballero o más ese es su deseo y el ventero le sigue el “juego” como pensaría yo en su lugar.

Humor, esencial, Don Quijote salta de las paginas para presentar una auténtica obra dramaturga llena de farsa y grandilocuencia, yo me pregunto si realmente en la época de Don Quijote ya el género caballería había caído tan bajo para ser parodiado de esta manera, ya Varas Llosa en el ensayo que trae incluido en esta edición hace referencia a la actualidad de “Don Quijote”, es una obra que trasciende y sigue actual, por eso es un clásico, pero ya Cervantes lograba lo mismo en su época, estamos ante un capitulo que se ríe de los tiros, incluso de lo sagrado, no es que esto me sorprenda, para nada, hoy en día ya nadie respeta lo que para otros es sagrado e intocable, pero fue aceptada de esta misma forma cuando Don Quijote recién salía del horno?.

Pero bien, en cuanto a disfrutar el capítulo, por supuesto, realmente Don Quijote inspira sin duda muchos sentimientos en el lector, conmueve o molesta, ¿realmente está tan fuera de la realidad?, es difícil saberlo, sin embargo el sigue con su rumbo e ilusión de caballero andante, ahora oficialmente, según él, nombrado por el dueño del castillo (posada) y es tan “ingenioso” que no solo defendió la vela de sus armas que lo invisten con caballero, sin que el dinero, del cual no posee nada, no significo ningún obstáculo para él.

Y sigo con Don Quijote y este reto, pero ya pronto, la próxima opinión forastera.

9 comentarios en “Leemos El Quijote, capítulo 3

  1. Un caballero andante, un ejemplo a seguir refiriendome a su valentia y en el deber de ayudar a otras personas, creo que seria bueno que cada uno de nosotros tuviera un poco de esta “locura”. ah y que pasó con Sancho? dónde está su fiel escudero? o me estoy adelantando?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s